Continuando con el post anterior, en esta ocasión hablaré de las diferentes respuestas que puede dar la RLT cuando le informamos de nuestra intención de realizar un curso de Formación Continua Bonificada y la forma de informar este hecho en la Aplicación Telemática de la FTFE.
Como ya dijimos, una vez informamos a la RLT, ésta tiene un plazo de 15 días desde la recepción de la solicitud para emitir un informe al respecto. A lo largo de estos 15 días se pueden dar tres opciones: no informa, emisión de informe favorable ó emisión de informe desfavorable.
NO INFORMA: Si transcurridos 15 días desde que la RLT recibió la documentación necesaria no se recibiera contestación, se dará por cumplido este trámite y podremos seguir con la organización de la acción formativa.
 
INFORME FAVORABLE: En este caso la RLT emite un informe favorable (que debemos conservar como oro en paño) para la realización de esa acción formativa. Tal y como ocurría en el punto anterior, se dará por cumplido el trámite y podremos seguir con la organización de la acción formativa.
 
INFORME DISCREPANCIAS: Ésta es la situación más comprometida de todas las posibles. En este caso la RLT adopta una postura contraria a la realización de esta acción formativa. Así se abre un nuevo periodo de 15 días (desde la recepción del informe de discrepancias) en el que la dirección de la empresa y la RLT deben resolver estas diferencias. Se deberá dejar por escrito constancia de este hecho.
Si transcurridos los plazos mencionados se mantuvieran las discrepancias, sería la Comisión Paritaria competente la encargada de mediar entre las partes. Y si se complica la cosa y se enquista el tema o no exisitiera esta comisión, será la Administración competente quien tenga la última palabra.
 
Como se puede apreciar el tema tiene su importancia, debiendo actuar con cautela y tratando de argumentar en cada situación con la mayor contundencia posible, estando abiertos a las negociaciones.
 
En la Aplicación de la FTFE, como dije, deberemos contemplar cualquiera de estas posibilidades siempre que vayamos a incluir a una empresa con RLT en una acción formativa. En los dos primeros casos no habrá problema y añadiremos a la empresa participante sin dificultades.
 
Cuando nos encontremos con la tercera situación deberemos ir completando la información de la Aplicación en la medida que se vayan sucediendo los acontecimientos.
 
 
 
Mi consejo en estos casos en los que aparecen discrepancias es paralizar la gestión de la acción formativa, intentar resolver las discrepancias que puedan haber y, cuando estén resueltas, reactivar la gestión desde el paso 1 ó 2 (No informa ó Informe favorable).
 
¿Cómo soléis actuar vosotr@s? ¿Habéis llegado a situaciones tan extremas en las que haya tenido que intervenir la comisión paritaria o la Administración?
 
Un saludo.
Categorías: Formación

Jose Luis Balaguer

Psicólogo, auditor de formación bonificable, master en Dirección y Gestión de RRHH y técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales. Me gusta escribir, las nuevas tecnologías, el deporte y la naturaleza. Actualmente trabajo como técnico de formación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *